Horacio L. Zamudio/Noticia y Análisis

PANCHO VILLA Y ZAPATA, LOS MÁS

RECORDADOS POR EL PUEBLO

Empiezan los actos recordatorios del inicio de la revolución mexicana, de la lucha armada que se dio partir de que Porfirio Díaz dejó la Presidencia. Esto es, Díaz renunció a la Presidencia un 25 de mayo de 1911 y cinco días después partía al exilio desde Veracruz hasta llegar a París, donde en 1915 murió.

Para entonces la lucha armada estaba en su apogeo y no contra el porfirismo, que ya no existía, sino contra la pobreza y el reparto desigual de la riqueza, de la que se apoderaron falsos revolucionarios que volvieron a hacerse de latifundios y grandes empresas mientras los mexicanos subsistían entre la esclavitud y la miseria.

En esas condiciones es que surgen grandes líderes que encabezan cruentas batallas contra aquellos que retomaron los abusos del porfirismo, por eso es que en la actualidad, cuando se habla de revolución y revolucionarios la gente piensa en el acto en Pancho Villa y Emiliano Zapata, no en Obregón, Calles, Carranza y demás. Se entonan canciones sobre las luchas encabezadas por Villa y Zapata, que son los revolucionaios con los que más se identifica el pueblo mexicano.

Nadie dice que falta un Obregón o un Calles, un Carranza, lo que la gente añora es otro Pancho Villa y otro Zapata, concentrada en la idea de que sólo con las armas puede haber una transformación, al menos así fue hasta el 2018.

Es a raíz de esta la Cuarta Transformación que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador que se registra un cambio y son los pobres los más beneficiados, suficiente para que los llamados  fifís protesten  porque son obligados a pagar impuestos y se les llleva a la cárcel cuando se comprueban sus ilegalidades cometidas al amparo del prianismo. Son los que se hicieron ricos en nombre de la revolución, una revolución que tras la muerte de Villa y Zapata sólo sirvió para el surgimiento de una camada de nuevos ricos.

Un dato curioso: ¿ya se dio cuenta usted, que lee estas líneas, que los ricos actuales empezaron a armar sus fortunas en la política? Que la familia fulana es muy rica porque sus abuelos y padres fueron grandes políticos, desde presidentes hasta gobernadores y demás. Se trataba de esa «política» inventada oor el prianismo en la que los abusos contra el pueblo estaban a la orden del día, en un ambiente de impunidad, por eso la gente se preguntaba ¿por qué no aparece otro Pancho Villa u otro Emiliano Zapata?

Po fortuna surge la Cuarta Transformación, la que sin armas y sin violencia entra en vigor  beneficiando a los más pobres, esos que en tiempos de campañas políticas recibían unas tortas y unos pesos por dejarse mangonear y dar la apariencia de que existía la democracia.

Ahora los hay, fifís, que empiezan a hablar de lucha armada, de golpe de Estado, de revolución, pero mucho cuidado, jalar los bigotes al tigre  puede ser fatal. Sus ligas con el crrimen organizado no conducirán a algo bueno.

Al analizar los índices de violencia comprobamos que es en las entidades en las que gobierna la oposición donde el cimen organizado hace de las suyas y hasta se fortalece. En Jalisco,  Guanajuato y Chihuahua, donde gobiernan el PAN y el MC, están las organizaciones más violentas y en Michoacán, Sonora, Sinaloa, y Tamaulipas, donde gobernaba el PRIAN la violencia se hace sentir un día sí y otro tambien, sin embargo, esas alianzas criminales tienden a desaparecer conforme MORENA empieza a gobernar.

Por otra parte, es en los lugares on influencia de la oposición, PRIAN y MC, donde además se comienza a habalr de golpes de Estado, de crímenes de alto impacto y para estos no queda más que la advertencia: cuidado, no jueguen a jalar los bigotes al tigre porque se puede molestar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *